Entradas con la etiqueta ‘dictadura militar’

David Cameron: “Usted bien sabe que este referéndum no tiene legitimidad alguna”

ministro-David-Cameron-britanicos-Afganistan_PREIMA20120307_0117_11

Buenos Aires, 8 de marzo del 2013

Sr. Primer Ministro de Gran Bretaña
David Cameron

Reciba un saludo fraterno saludo de Paz y Bien.

Una vez más me dirijo a usted para poder establecer un  diálogo y aportar algunas reflexiones, que  permitan alcanzar soluciones al conflicto sobre la soberanía de las Islas Malvinas, entre los gobiernos de Argentina y Gran Bretaña, que lleva 180 años sin solución.

El gobierno argentino ha tratado de abrir instancias de diálogo con el gobierno británico, como diversos gobiernos y organizaciones sociales.

De nuestra parte, entre otras iniciativas,  está la carta firmada en 2012 por 7 Premios Nobel de la Paz solicitando diálogo entre las dos partes tal como lo solicitan las Naciones Unidas. Lamentablemente, cuando fui a presentar personalmente la carta en Londres usted se negó a recibirme, cerrando toda posibilidad de diálogo al igual que sucede con todas las resoluciones de las Naciones Unidas.

En un intento semejante de pretender ocultar la sombra en la oscuridad, su gobierno busca mostrar la imagen de un pueblo malvinense separado del pueblo británico que a su vez rechaza al pueblo argentino. Para esto convoca en este mes de marzo de 2013 a un referéndum en las islas, cuyo objetivo es una supuesta consulta para  determinar si sus habitantes desean confirmarse o no como ciudadanos británicos.

Al día de hoy, uno de cada tres habitantes es militar británico y sólo votarán 1500 residentes que ya tienen ciudadanía británica. Los censos indican que de cerca de 2500 residentes en las Islas (sin trabajadores temporarios y militares británicos), se mantiene constante un 40% de la población proveniente del Reino Unido. Muestra de esto es que la mitad de la Asamblea Legislativa de la Isla son británicos nacidos en Inglaterra que ahora se autoidentifican como isleños defensores de arraigadas tradiciones generacionales.

Usted bien sabe que este referéndum no tiene legitimidad alguna. No sólo porque se trata de población británica implantada a partir de la expulsión de las autoridades argentinas en el Siglo XIX. Sino también porque las Naciones Unidas no decidieron su realización. No participan en su organización y fiscalización. Ni tampoco intervendrán en el más mínimo aspecto del mismo porque no están de acuerdo con sus presupuestos. Por algo el gobierno británico no las ha convocado. Saben que no tienen el apoyo.

Las Naciones Unidas reconocen a las Islas Malvinas como un enclave colonial británico en el Atlántico Sur,  y en sus más de 40 resoluciones vienen  reclamando a los gobiernos de Argentina y Gran Bretaña que dialoguen, posición que muchos países y organismos regionales e internacionales apoyan, menos Gran Bretaña.

Todos sabemos que el resultado de este referéndum no altera en nada la situación jurídica e histórica de las Islas Malvinas. Estas seguirán siendo una colonia británica y los pobladores continuarán siendo británicos.

La Argentina es un país democrático que busca resolver los conflictos existentes a través del derecho nacional e internacional que cuenta, además, con reconocidos avances a nivel mundial en materia de derechos humanos.

Señor David Cameron, la fuerza no da derecho y menos aún cuando busca justificar la base militar instalada en las Islas, violando resoluciones y tratados de desmilitarización y de no proliferación de armas nucleares en el Atlántico Sur,  poniendo en peligro a sus ciudadanos británicos en las Islas y al continente.

El gobierno argentino ha reafirmado la necesidad del diálogo entre los Estados en los foros nacionales, regionales e internacionales, para resolver la soberanía de las Islas Malvinas, por medios pacíficos y no a través de la violencia, responsabilidad que le compete a ambos gobiernos. No se trata de volver sobre caminos transitados de desencuentros e intolerancia.

El pueblo y gobierno argentino insistirán en el reclamo de la soberanía de las Islas a través del derecho internacional, histórico y jurídico.

Más que polemizar sobre los hechos conocidos, se necesita avanzar para construir nuevos caminos, es un gran desafío que todos debemos asumir derribando los muros de la intolerancia; el primer paso  sería encontrar caminos de convivencia y lograr un acercamiento, decisión posible si existe la voluntad política y social de dialogar  para alcanzar la resolución del conflicto y la Paz.

Le reitero el fraterno saludo de Paz y Bien

Adolfo Pérez Esquivel
Premio Nobel de la Paz

A 32 años de recibir el Premio Nobel de la Paz… y un traje

Hace 32 años, el 13 de octubre de 1980, el Comité Nobel de Noruega otorgaba el Premio Nobel de la Paz al argentino Adolfo Pérez Esquivel por su lucha en defensa de la democracia y los derechos humanos frente las dictaduras latinoamericanas. Luego de sufrir encarcelamiento y tortura, le asestó un fuerte golpe a los regímenes dictatoriales en el continente cuando en su discurso de aceptación le afirmó al mundo que no lo asumía a título personal sino “en nombre de los pueblos de América Latina, y de manera muy particular de mis hermanos los más pobres y pequeños, porque son ellos los más amados por Dios; en nombre de ellos, mis hermanos indígenas, los campesinos, los obreros, los jóvenes, los miles de religiosos y hombres de buena voluntad que renunciando a sus privilegios comparten la vida y camino de los pobres y luchan por construir una nueva sociedad”.

En estas líneas Adolfo Pérez Esquivel nos relata  como vivió ese 13 de octubre de 1980 junto a una serie de anécdotas sobre el día en que pronunció aquel discurso de aceptación del Nobel:

Buenos Aires, 13 de octubre del 2012

A  32 años de recibir el Premio Nobel de la Paz… y un traje

La canción popular dice… “el tiempo pasa y nos estamos poniendo viejos…”, las cosas son lo que son.

Conversando con los compañeros del SERPAJ me preguntaban sobre mi caminar de tantos años. Recordar todos los hechos de esa época de persecuciones, dolores y luchas contra la dictadura militar en Argentina y en el continente latinoamericano me resulta difícil hacerlo en estas líneas, sólo puedo decirles que fue y es un caminar cotidiano con luces y sombras, con dolores y esperanzas, y sin claudicaciones porque los caminos de liberación continúan. Estoy a un mes de cumplir  los 81 años y continuamos con mucha fuerza y esperanza.

Hace dos días fui a ver la exposición de Antonio Pujía un gran escultor y amigo, que expone  las fotos de sus obras realizadas por  su hijo Sergio, y le decía: -”Antonio, la vida  es breve y los años pasan, pero, tenemos que vivir como si fuéramos eternos, sin dejar de sonreírle a la vida, somos hijos e hijas de las estrellas”

Ese 13 de octubre  de 1980, Amanda, mi esposa, me avisa  por teléfono que vaya urgente a la embajada de Noruega porque el embajador me estaba buscando con mucha insistencia.

Leer el resto de esta entrada »

Nunca Mais

http://1.bp.blogspot.com/-c0PHKQqV3pY/TlhfRTZy7-I/AAAAAAAABvA/ZsSmJblEJ-E/s1600/flacso.png

Nota de opinión publicada en el diario Página/12 el 20 de marzo de 2012.

Escribe Adolfo Pérez Esquivel*

La dictadura militar en Brasil, que gobernó desde 1964 hasta 1985, se basó en la Doctrina de Seguridad Nacional Norteamericana y formó a muchos de sus militares en la Escuela de las Américas en Panamá y en las Academias militares de los Estados Unidos.

La concepción ideológica y metodológica fue estudiada y perfeccionada en la Escuela Superior de Guerra de Brasil y sirvió como formación y adoctrinamiento de las fuerzas armadas de otros países en donde también se instrumentó el Plan Cóndor, con el objetivo de imponer la internacional del terror, secuestros, torturas, asesinatos, traslado de prisioneros de un país a otro y operativos conjuntos en diversos países por grupos de tareas de Chile, Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y su extensión a otros países centroamericanos.

Esta concepción ideológica enmarcada en la confrontación Este-Oeste fue impuesta en todo el continente de la mano de la hipótesis de conflicto del enemigo interno, transformando a las fuerzas armadas en tropas de ocupación de su propio pueblo.

No es el motivo de este artículo extenderme en el análisis de esto que señalo, pero me gustaría recomendar los trabajos de investigación del sacerdote belga que vivió gran parte de su vida en Brasil, Joseph Comblín, sobre la Doctrina de Seguridad Nacional, y de la investigadora y periodista argentina Stella Calloni, quien publicó la obra La hora del lobo.

El ex presidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva debió soportar la presión de sectores de las fuerzas armadas cuando intentó constituir la Comisión de Verdad para investigar lo ocurrido durante la última dictadura militar. Es preocupante y sorprendente Leer el resto de esta entrada »

Carta en defensa del juez Baltasar Garzón

 

El Premio Nóbel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel, publica esta carta abierta al Tribunal Supremo de España, luego de la inhabilitación por 11 años a Garzón para ejercer como Magistrado.

En la carta, el presidente del Servicio de Paz y Justicia califica la decisión del tribunal como “un tsunami de  impunidad para impedir el derecho del pueblo a la Verdad y la Justicia”.

 

Y recuerda que “el juez Baltasar Garzón tuvo el coraje de investigar y luchar contra la impunidad; cuando se cerraron las puertas de la justicia, para juzgar a los genocidas de la dictadura militar en la Argentina. No deben olvidar señores jueces, que la justicia no tiene fronteras  cuando se trata de crímenes de lesa humanidad, aún en España y recordar que  no toda ley es justa, las leyes injustas deben ser desobedecidas hasta su total nulidad”.

El juez Garzón fue absuelto hace dos días por otro juicio en el que dos entidades de ultraderecha lo acusaron por haber cometido  prevaricato (dictar sentencias injustas a sabiendas) su investigación de los desaparecidos durante la dictadura franquista. 

Se adjunta la carta.

Leer el resto de esta entrada »

Sígueme en Twitter

Sígueme en Facebook